miércoles, 7 de noviembre de 2018

GALLETAS DE CASTAÑA


Ya sabéis que en esta casa tenemos dos adicciones, el chocolate y las castañas. Cuando llega el otoño solemos comer castañas de postre en la cena. Si tenemos tiempo las asamos en el horno y si no las ponemos unos minutos en el microondas y listas. También nos encantan hervidas con anises. Nunca habíamos hecho galletas con harina de castañas y la verdad es que son deliciosas. Lo más entretenido de esta receta, que es la mar de sencilla, es dar forma de castaña a la galleta, pero este paso os lo podéis saltar cortándola con un sencillo cortapastas. Con el toque del chocolate estas galletas están aún más ricas y de paso juntamos una adicción con la otra. ¡Puro vicio!

RECETA

.
INGREDIENTES
  • 200 g de harina de trigo tamizada
  • 100 g de harina de castaña tamizada
  • 1 huevo
  • 80 g de azúcar de caña
  • 100 g de mantequilla a temperatura ambiente
  • Una cucharadita de levadura en polvo
  • 50 g de chocolate fondant


.
PREPARACIÓN
  1. Mezclar en un bol el azúcar con el huevo.
  2. Añadir la mantequilla y mezclar bien con ayuda de un tenedor.
  3. Echar la harina de castaña y seguir mezclando.
  4. Por último añadir la harina de trigo junto con la levadura. En este último proceso podemos ayudarnos con las manos.
  5. Hacer una bola con la masa, envolverla con film transparente y meterla en la nevera al menos una hora.
  6. Extender con ayuda de un rodillo hasta conseguir un grosor de 4 mm. Con un cortapastas de 5 cm de diámetro, cortar círculos y quitar la masa sobrante que podemos volver a unir para formar nuevos círculos.
  7. Una vez tenemos todos los círculos formados, darles forma de castaña alisando la parte superior y alargando la inferior.
  8. Meter en el horno precalentado a 175º durante 10 minutos.
  9. Sacar y dejar enfriar sobre una rejilla.
  10. Deshacer el chocolate al baño María o en el microondas y con ayuda de un pincel pintar la parte de arriba.
  11. Con estas cantidades salen 55 galletas.






miércoles, 31 de octubre de 2018

EMPANADA DE CONFIT DE PATO Y CEBOLLA CARAMELIZADA


Esta es la segunda empanada que hacemos para el blog y puede que no sea la última porque cuando hicimos la Empanada de Atún ya decíamos que este plato, típicamente gallego, puede rellenarse tanto de carne como de pescado, con lo cual las posibilidades son muchas. Ahora la hemos rellenado de confit de pato un poco pensando en los pobres peregrinos franceses que desde distintos puntos del vecino país dirigieron sus pasos hacia la tumba del Apóstol en Santiago de Compostela. Con ello no queremos decir que aquellos peregrinos fuesen pertrechados con bastón, calabaza para el agua y una empanada de confit de pato debajo el brazo. ¡Qué más hubiesen querido! Pero los modernos peregrinos franceses quizás sí que, entre etapa y etapa del Camino, se hayan regalado con un buen guiso de pato, de canard. Que el Camino es duro pero también puede ser placentero.

RECETA

.
INGREDIENTES
   INGREDIENTES PARA LA MASA 
  • 50 g. de agua
  • 50 g. de vino blanco
  • 50 g. de aceite de oliva
  • 50 g. de mantequilla
  • 1 cucharadita de sal
  • 1 huevo
  • 25 g. de levadura de panadería
  • 450 g. de harina de fuerza
  • Si no disponéis de tiempo podéis comprar dos láminas de masa para empanada.
   INGREDIENTES PARA EL RELLENO 
  • 3 cebollas medianas
  • 2 cucharadas de caramelo líquido
  • 2 cucharadas de vinagre de Módena
  • Aceite de oliva
  • 2 confits de pato

.
PREPARACIÓN TRADICIONAL DE LA MASA
  1. Disolver la levadura en los 50 g. de agua tibia.
  2. Poner en un bol grande parte de la harina, hacer un hueco en el centro y echar el resto de ingredientes.
  3. Añadir poco a poco la harina restante hasta conseguir una masa homogénea.
  4. Pasar la masa a la encimera enharinada y seguir amasando hasta conseguir una masa elástica y homogénea.
  5. Hacer una bola, introducirla en un bol y dejar reposar tapada con un paño durante una hora.
  6. Dividir la masa en dos partes. Estirar con un rodillo hasta que quede  muy fina y colocar en una bandeja de horno cubierta con papel sulfurizado.
  7. Rellenar (siempre con el relleno frío) y cubrir con la masa restante.
  8. Pinchar y pintar la superficie con huevo batido y adornar al gusto.
  9. Introducir en el horno precalentado a 180º durante 30 minutos aproximadamente (siempre según el horno) o hasta que esté dorada.

PREPARACIÓN DEL RELLENO
  1. Poner el aceite en una sartén. Cuando esté bien caliente, echar las cebollas cortadas en láminas finas y la sal.
  2. Remover constantemente y, una vez rehogada la cebolla, bajar el fuego y dejar que se vaya haciendo lentamente.
  3. Cuando está tomando color, añadir el caramelo líquido y el vinagre.
  4. Retirar la cebolla del fuego cuando haya adquirido el color dorado deseado o bien marrón si la queremos más hecha.
  5. Poner el confit de pato unos minutos al microondas para eliminar la grasa. Trocearlo y mezclar con la cebolla caramelizada.

.
PREPARACIÓN DE LA MASA CON THERMOMIX
  1. Poner el agua, el vino blanco y el aceite en el vaso y programar 1 minuto 37º, velocidad 1.
  2. Añadir la levadura prensada y un pellizco de azúcar y programar 3 segundos en velocidad 4.
  3. Agregar el huevo,  la mantequilla, la cucharadita de sal y 450 g. de harina y mezclar 15 segundos en velocidad 6. Después programar 2 minutos en velocidad espiga (si la masa queda demasiado pegajosa, incorporar un poco más de harina o bien amasar dos minutos más).
  4. Sacar la masa, cubrirla con un paño y dejarla reposar durante una hora.
  5. Dividir la masa en dos partes. Estirarla con un rodillo hasta que quede muy fina y colocar en una bandeja de horno con papel sulfurizado.
  6. Rellenar (siempre con el relleno frío) y cubrir con la masa restante.
  7. Pinchar y pintar la superficie con huevo batido y adornar al gusto.
  8. Introducir en el horno precalentado a 180º durante 30 minutos aproximadamente (siempre según el horno) o hasta que esté dorada.